Liberados en Yemen seis bahá’ís encarcelados por los hutíes

July 30, 2020

Puede leer la traducción en árabe de este artículo aquí.

CIB GINEBRA — La Comunidad Internacional Bahá’í acaba de confirmar que seis destacados bahá’ís han sido excarcelados tras ser detenidos injustamente durante años por las autoridades hutíes en Saná (Yemen).

Los seis bahá’ís llamados Hame bin Haydara, Waleed Ayyash, Akram Ayyash, Kayvan Ghaderi, Badiullah Sanai y Wael al-Arieghie se encuentran en un emplazamiento seguro en el que se recuperan tras soportar condiciones extremas durante tres a casi siete años en prisión.

Tras su liberación, la Comunidad Internacional Bahá’í ha pedido el sobreseimiento de todos los cargos contra estos seis y otros bahá’ís acusados, la devolución de todos sus bienes y propiedades y, lo más importante, la protección de los derechos de todos los bahá’ís de Yemen para vivir de acuerdo a sus creencias sin peligro de persecución.

Diane Ala’i, representante de la Comunidad Internacional Bahá’í, declaró: «Nos alegramos de la liberación de hoy; sin embargo, seguimos seriamente preocupados. Mientras Yemen prosigue la búsqueda de una paz social perdurable, los bahá’ís al igual que el resto de sus conciudadanos deben poder practicar su fe con seguridad y libertad, en conformidad con los principios universales de libertad de religión o de creencia. Esto es imposible a menos que se retiren los cargos.

La Comunidad Internacional Bahá’í expresa su gratitud al enviado especial de Naciones Unidas para Yemen, así como la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos. También agradecemos a aquellos Gobiernos y organizaciones no gubernamentales que han ofrecido su apoyo durante todo el proceso».

Información adicional de contexto

Haydara, ingeniero de profesión, fue arrestado por sus creencias en su lugar de trabajo en diciembre de 2013. Tras un dilatado proceso judicial que careció de toda garantía, fue sentenciado a muerte en 2018. Su apelación fue rechazada en 2020.

Ghaderi, jefe de proyectos, fue arrestado en 2016 durante una redada en una reunión. En abril 2017, el jefe tribal yemení Waleed Ayyash fue arrestado de camino a Hudaydah y retenido en una ubicación desconocida. Al mes siguiente, el activista de derechos humanos Al-Arieghie fue secuestrado por las autoridades de Saná y el destacado ingeniero civil Sana’i, de más de sesenta años, fue arrestado frente a su lugar de trabajo. En octubre de 2017, el director de una organización sin ánimo de lucro Akram Ayyash fue arrestado durante una redada de las fuerzas de seguridad en una celebración bahá’í. En septiembre de 2018, estos cinco bahá’ís junto con otros diecinueve fueron imputados con acusaciones infundadas en una vista en Saná.

La puesta en libertad de los seis bahá’ís se produce cuatro meses después de que el presidente del Consejo Político Supremo de Saná, Mahdi Al Mashat, pronunciara un discurso televisado a finales de marzo de 2020 en el que ordenaba la liberación de todos los prisioneros bahá’ís y el indulto de Haydara.