En la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer de las Naciones Unidas, la CIB destaca los principios de unidad, igualdad

March 11, 2019

CIB NUEVA YORK — El 63º período de sesiones de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer de la ONU comienza hoy. Se espera la asistencia de más de 9 000 personas al foro de referencia del organismo internacional sobre igualdad de género. En su declaración a la Comisión de este año, la Comunidad Internacional Bahá'í (CIB) destacó la necesidad de contar con modelos eficaces de gobernanza, educación y economía basados en nuevos principios.

«Un tema tan importante como brindar protección social a todos, especialmente a los más vulnerables, la mayoría de los cuales son mujeres y niños, debe considerarse a la luz de una verdad mayor: que toda la humanidad es una y que toda la humanidad debe beneficiarse de los abundantes recursos de nuestra patria compartida», afirma la declaración de la CIB.

El 63º período de sesiones de la Comisión, que se llevará a cabo en la sede de las Naciones Unidas en la ciudad de Nueva York hasta el 22 de marzo, se centra en los sistemas de protección social, el acceso a los servicios públicos y la infraestructura sostenible para la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres y las niñas.

La declaración de la CIB, Creando un mundo nuevo: sin dejar a nadie al margen, se basa en parte en la experiencia de la comunidad bahá'í en el campo de la educación, conectándola con el progreso de la condición jurídica y social de las mujeres y su participación en todos los ámbitos de la sociedad.

Presentación
3 imágenes
La Comunidad Internacional Bahá'í dirigió una declaración al 63º período de sesiones de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer. La versión en inglés imprimible en PDF está disponible aquí.

«Si bien la educación de calidad depende, hasta cierto punto, de un flujo de recursos materiales, la experiencia de muchas comunidades bahá'ís a nivel local sugiere que incluso en las áreas más remotas y pobres del mundo, existe una gran cantidad de recursos humanos que pueden florecer con el tiempo, la atención y la sabia canalización de medios materiales», explica la declaración.

La experiencia de la comunidad bahá'í en todo el mundo ha demostrado que para iniciar un proceso educativo que desarrolle capacidades intelectuales y morales no se necesita esperar hasta que se establezca la infraestructura física, continúa la declaración. «Una educación de calidad requiere atención a todo el proceso educativo: la formación del profesorado, la selección o el desarrollo de planes de estudio adecuados, la creación de un entorno propicio para el aprendizaje y la participación de la comunidad en la que se desarrolla el proceso de aprendizaje. Estas diferentes dimensiones pueden complementarse y fortalecerse con recursos materiales, hasta cierto punto. Sin embargo, aún más crucial es asegurar que el profesorado y el alumnado se involucren en un proceso de desarrollo de capacidades que libere los poderes del espíritu humano».

La declaración de la CIB también examina la insuficiencia de las estructuras sociales contemporáneas para lograr la igualdad de mujeres y hombres y todo lo que esto implica para el progreso de la sociedad:

«Dado que muchos de los sistemas y estructuras de la sociedad fueron diseñados precisamente para reforzar la dominación y la desigualdad, también se deben canalizar recursos significativos hacia el aprendizaje de modelos efectivos de gobierno, educación y economía estructurados en torno a un conjunto de principios completamente nuevos: que los seres humanos son uno, que las mujeres y los hombres son iguales, que los poderes emergentes de la colectividad pueden ser liberados a través de la cooperación y la reciprocidad, y que el progreso de la humanidad se verá enormemente reforzado por la plena participación de todas las personas en la creación de un mundo nuevo».

Presentación
3 imágenes
Los delegados de la Comunidad Internacional Bahá'í se preparan para el 63º período de sesiones de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer, que comienza hoy.

La CIB ha organizado para el jueves una mesa redonda sobre el papel de la educación para el avance de la igualdad de género. El debate ofrecerá perspectivas sobre cómo abordar algunas de las fuerzas sociales que afianzan las desigualdades que perjudican a las mujeres y las niñas, los acuerdos económicos que promueven la igualdad y una educación integral de calidad para las niñas y los niños. Lea la nota conceptual del panel aquí. El evento será cubierto en directo en las páginas de Facebook, Instagram y Twitter de la CIB.

Para más información, visite BIC.org.